Preparame la Cena


Trabajando como baby sitter en Morristowm, N. Jersey comparto una conversación con los dueños de casa.

Mientras acomodaba los platos,ellos me participaban de la  misma .Se trataba sobre una charla entre mi jefe, Ted Turner, y Bill Gates.

El gran problema es que hoy no hay líderes. Cierto que podía ser tema de encuentro en un bar de Montevideo, pero no, era en un hermosísimo lugar desde donde veía a un lado el Aeropuerto Kennedy, y también el de La Guardia. Que los interlocutores fueran conocidos mundialmente, no me llegaba tanto, como la frase…no hay líderes.

Quedó rondando en mi cabeza.

Aprovechando el siguiente fin de semana, me tome el tren que paraba en Orange, a visitar la casa de dos conocidas, una de ellas, portorriqueña.

Nos vamos a N. York que tu trabajas mucho, me dijo,  mientras me hacía trepar en su camioneta.Vente a conocer lo que no se ve en los viajes de paseo ni de negocios.

Mientras cruzamos el Hudson, le comento la conversación a la boricua, y ella me dice…pues yo no estoy de acuerdo.

Yo tengo uno, y aunque muerto, aún vive. Albizu Ocampo.

Ahí nomás me conversa sobre Ponce, El grito de Lares, y no sé cuantas cosas que mi pobre memoria y mi total desinformación me hacían callar en respetable silencio.

Tomamos en dirección al Bronx, y un edificio viejo, lugar de actividades y boxeo, era visitado por gente vinculada a Puerto Rico.

Un rato de poesia, fotos del Partido Nacionalista Portorriqueño en las paredes, y veo a quien me llevo con una sonrisa grande, piel oscura  y tremendos ojos verdes diciéndome…es que tu no te esperabas esto, mamita.

Coqui, chivo, arroz, y saludos fraternales entre los participantes.

Y luego unos cuántos jóvenes  armaron el escenario, y los músicos empezaron a obrar.

El grupo Yerbabuena a puro canto llevaban a que todos bailaran y cantaran Boricua Boricua, no te deje agarrar.

Que estaba haciendo yo alli? Ya me veía esposada por el FBI  por una causa que no era mía, y que desconocía unas horas antes el nombre del guapo que aparecía en las fotos.

Armado el baile, una niña hermosa viene a mi encuentro a sacarme a bailar.

Ancianos, jóvenes, niños, bailando todos al son.

Nadie estaba quieto.

Con la boca ardiente  por el coqui, era una más.

Que gente alegre y caliente.

Y ahí nomas me empecé a enamorar de ese pueblo

Fueron muchas las veces que fui a bailar, charlar, ya que hice mía la frase…donde fueres haz lo que vieres.

Ese tour impensado me abrió la cabeza.

Y si bien no era mi bandera, ni mi ideario, quedé enganchada en la música de esa tierra.

Va entonces mi homenaje a la gente sencilla de la Isla del Encanto: Yerbabuena, CALLE 13 y La Bruja

Anuncios

3 pensamientos en “Preparame la Cena

  1. La primer cancion conocida de Calle 13 no fue Atrevet te te, sino que fue Querido FBI distribuida en la clandestinidad en Puerto Rico.
    Calle 13 EXPLOTA el 15 de noviembre en le Velodromo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s